Información
Navegación
Formas de buscar
Herramientas

Pato

Saltar a: navegación, buscar



Para que sea tierno el pato debe ser joven, de unos 4 meses para poderlo asar o guisar. Se prepara igual que los pollos: se pelan, se chamuscan las pelusillas, etc.; pero, además, se les, tiene que quitar dos glándulas que están colocadas a cada lado de la rabadilla. Se trincha de una manera algo diferente del pollo. Buscando el encuentro o coyuntura, se trinchan las patas y los alones igual que el pollo. La pechuga se trincha en filetes, como se puede ver en el dibujo. Para asar un pato se calculan de 20 a 25 minutos por cada ½ kg. Hay que tener en cuenta que el pato es un animal que tiene mucha grasa, por lo tanto se le pondrá poca manteca al prepararlo y se suprime el bacon.

Google Google+

Herramientas personales
Espacios de nombres

Variantes
Acciones