Información
Navegación
Formas de buscar
Herramientas

Mantequilla de langosta

Saltar a: navegación, buscar

Macháquense en un mortero los huevos, cl coral y la parte cremosa de la cabeza de una langosta cocida; añádase igual volumen de mantequilla y póngase a calentar al baño de maría; pásese luego por un trapo limpio o por una estameña, exprimiéndolo bien encima de una taza con agua fría. Recójase la mantequilla que estará en la superficie, y, si resultara descolorida, avívese añadiéndole unas gotas de carmín vegetal.


Otra manera más rápida.—Se machacan en el mortero la parte cremosa de la cabeza, asi como los huevos y el coral, y una vez bien machacado todo se añade igual volumen de mantequilla; se mezcla bien y se pasa por un tamiz, apretando mucho con la seta de madera. Se recoge todo lo pasado y, si resulta descolorido, se aviva agregándole unas gotas de carmín vegetal.

Google Google+

Herramientas personales
Espacios de nombres

Variantes
Acciones