Información
Navegación
Formas de buscar
Herramientas

Manera de limpiar y de cocer un seso (de ternera, cordero o cerdo)

Saltar a: navegación, buscar

Los sesos necesitan siempre una limpieza y una cocción previa, cualquiera que sea su guiso. Se han de desangrar perfectamente; para ello se ponen a remojar en agua fresca, cambiándoles de agua según vayan soltando sangre. Una hora antes de cocerlos se ponen en agua templada durante diez minutos; se les quita la sangre y la telilla que los envuelve y se ponen de nuevo a remojar en agua fresca. Se ponen a cocer en una cacerolita con agua fría cebollas y zanahorias cortadas en pedazos, un chorretoncito de vinagre o de vino blanco, un clavillo de especia, dos ramas de perejil, sal y pimienta (algunos añaden además tomillo y laurel). Cuando rompe el hervor se retira en una esquina y se deja que cueza con calma por espacio de quince a veinticinco minutos (según su tamaño). Se escurren y, para que se conserven blancos, se tapan hasta el momento de guisarlos.

Google Google+

Herramientas personales
Espacios de nombres

Variantes
Acciones